Buscar
03:47h. Domingo, 17 de noviembre de 2019

Por su participación en los hechos trágicos del 2 de octubre de 1968

Piden declarar persona “non gratatos” a Gustavo Díaz Ordaz, Luis Echeverria y a Alfonso Corona del Rosal

Snapshot_189

 

Congreso local del estado de Hidalgo
Congreso local del estado de Hidalgo

En el marco del 50 aniversario de la matanza de Tlatelolco, el diputado Víctor Guerrero Trejo pidió ante el pleno del Congreso local un punto de acuerdo en el cual los ex presidentes de México y el ex gobernador de Hidalgo y ex regente de la Ciudad de México sean considerados como personas no gratas y que sus nombres sean eliminados de calles, avenidas y lugares públicos de Hidalgo.

Por su participación en la matanza de estudiantes en la Plaza de las Tres Culturas el 2 de octubre de 1968.

En su intervención, el legislador recordó que en esa fecha trágica el ex presidente Luis Echeverria fungía como Secretario de Gobernación, Alfonso Corona del Rosal regente del Distrito Federal (DF) y Gustavo Díaz Ordaz presidente de México, por lo que, señaló, tuvieron participación directa.

Calificó dicho acontecimiento como un momento oscuro y vergonzoso, no sólo para la historia de México, sino también de Hidalgo porque uno de los involucrados, como Corona del Rosal, fue de origen hidalguense, en específico de Ixmiquilpan.

Por ello propuso que el 2 de octubre y 10 de junio fecha en que se conmemora el halconazo de 1971, cuando estudiantes y maestros fueron reprimidos y asesinados por un grupo paramilitar denominado “los halcones”, financiado por el gobierno del DF, sean nombrados días de luto en la entidad y que en escuelas públicas y privadas se realicen los actos protocolarios correspondientes.

Y de la misma forma que los nombres de los dos expresidentes y del exregente sean retirados de calles, avenidas, auditorios y lugares públicos del estado y que sean renombrados como “Memoria del 68”.

Además, que se coloque con letras de oro la inscripción “Movimiento estudiantil del 68” en la parte izquierda de la sede legislativa.

En recuerdo de este trágico acontecimiento las y los diputados de Morena junto con sus asesores levantaron el puño izquierdo en tanto en tanto los legisladores del PRI, PAN y otras fracciones se limitaron a ponerse de pie.

Posteriormente en la explanada central del Congreso de Hidalgo la bandera de México fue izada a media asta, al igual que en las principales ciudades de la entidad.